Escritorio del docente

Programa Conectar Igualdad.com.ar

La dieta de los astronautas

Imprimir

Compartir

    

Una webquest para trabajar con dietas, pirámides y requerimientos alimentarios.

Los han contratado para preparar la dieta de un grupo de astronautas que vivirán durante una semana en una estación espacial. La supervivencia y la buena salud de los astronautas depende de que lleven todo lo que necesiten para mantener los requerimientos energéticos diarios durante ese tiempo, ya que estarán aislados hasta que viaje la próxima delegación en su reemplazo.

Para calcular los alimentos a llevar pueden pensar los diferentes menús que se prepararán para cada uno de los siete días de la semana. Pero cada menú deberá estar perfectamente justificado, es decir, en los alimentos que se seleccionen deberán identificarse los nutrientes presentes para fundamentar la dieta que cada grupo elabore.

En definitiva, la tarea consiste en preparar una dieta equilibrada semanal para que en base a esta se calculen los alimentos que llevará la nave.

Cada grupo deberá organizar una planilla en la que aparezca el menú de tres comidas diarias para satisfacer las necesidades alimenticias de un adulto sedentario. De esta manera, los encargados del viaje podrán envasar los alimentos para el lapso que durará la estadía.

Para simplificar la tarea, pueden considerar que en la estación espacial hay refrigeradores para los alimentos que necesiten frío o también que muchos de los alimentos se podrán llevar en forma de conserva o envasados al vacío y así evitar la necesidad de refrigeración.

¿Qué sentido le damos a la palabra "dieta"?

En primer lugar, para poder armar el menú semanal de los astronautas, debemos entender cuál es el significado de una palabra que escuchamos a diario, muchas veces con un sentido erróneo: DIETA.

Discutan y tomen nota de lo que Uds. entienden por este término antes de buscar el significado que esta palabra tiene dentro del área biológica, es decir lo que en realidad es una dieta para cualquier organismo vivo. Pueden consultar diccionarios y también :

Una vez aclarado este punto llegó el momento de poner nuestras manos en la masa.

¡Manos a la masa!

  1. Para empezar deben averiguar los requerimientos energéticos diarios de una persona adulta, es decir, las calorías que debe ingerir mediante la alimentación para mantener su cuerpo sano y en funcionamiento. El valor dependerá de la edad de la persona y también del tipo de actividades que realiza.
  2. Elaboren un cuadro en el cual cada integrante del grupo detalle las actividades que realiza en un día normal indicando también el tiempo que dedica a cada actividad. Luego pueden verificar las calorías que estas actividades requieren. Calculen el promedio diario de calorías necesarias para mantener sano y en actividad a un joven estudiante. Comparen este dato con los valores recomendados en las tablas.

Pueden consultar: http://www.uned.es/pea-nutricion-y-dietetica-I/guia/guianutr/valor1.htm

O también http://www.comoves.unam.mx/articulos/dieta/dieta22.html

  1. Una vez determinado este dato, podrán averiguar la adecuada combinación de alimentos necesarios para proveer al organismo toda esa energía. Los nutricionistas han determinado que la alimentación debe estar formada por determinada cantidad de porciones para los alimentos de cada tipo.

Para conocer estas recomendaciones es interesante recurrir a la pirámide alimentaria, que pueden consultar en algunas páginas que contienen dicha información:

http://www.ugr.es/~scu/Piramide/piramide.htm

Al analizar la pirámide nutricional habrán notado que los alimentos se han clasificado en grandes grupos, de acuerdo al tipo de nutrientes que poseen.

  1. Armen un pequeño informe detallando esta clasificación que les será necesaria para justificar el menú que presentarán al finalizar este trabajo práctico. Pueden ayudarse consultando: 

Y ahora las fórmulas!!!

Llegó el momento de identificar a un grupo de estos nutrientes (carbohidratos, proteínas y lípidos) por sus fórmulas químicas. Para ello pueden buscar la información que necesiten en las siguientes páginas:

  1. En este caso también es conveniente que armen una tabla o cuadro con las características de cada familia de compuestos, indicando en él la función química que poseen, la nomenclatura y algunos ejemplos.

¡¡¡Última etapa!!!!

Toda la información que han consultado les servirá finalmente para armar una dieta fundamentada y presentarla ante tus compañeros.

Durante la presentación pueden utilizar todo el material de apoyo que consideren conveniente (láminas, transparencias, modelos atómicos, etc.)

Esta propuesta fue diseñada por la profesora Liliana Lacolla, de Ciudad Autónoma de Buenos Aires.